Enter your email address below and subscribe to our newsletter

Aventura y Leyendas en La Cruz del Diablo, Sonora

Enclavado en el majestuoso paisaje de Sonora, el mirador de la Cruz del Diablo es un destino fascinante que combina aventura, misterio y la impresionante belleza natural de México. Este cañón, cuya forma se asemeja a una cruz, ha dado lugar a múltiples leyendas locales que alimentan su apodo “del Diablo”. Sin embargo, lo que es indiscutible es que este lugar es un imán para los amantes del ecoturismo y la adrenalina.

La Cruz del Diablo se cree que se formó a raíz del gran terremoto de Bavispe en 1887, un evento que dejó una huella indeleble en la geografía de la región. Este cañón presenta zonas con profundidades de hasta 150 metros y un valle que desciende 900 metros, creando un escenario perfecto para actividades como el cañonismo, el alpinismo y el rapel.

Para aquellos que prefieren una experiencia menos extrema, el mirador ofrece vistas espectaculares que se realzan con los tonos rojizos del atardecer reflejados en las paredes del cañón. Este rincón de Sonora es un claro ejemplo de las maravillas naturales que el estado tiene para ofrecer, y una invitación a explorar lo mejor del desierto sonorense.

Highline: El Reto para los Valientes

Para los más intrépidos, La Cruz del Diablo ofrece la posibilidad de practicar highline, un deporte de equilibrio que consiste en caminar sobre una cinta tensada entre dos puntos de anclaje. Este desafiante deporte requiere de equipo especializado y experiencia en montaje, por lo que se recomienda realizarlo bajo la supervisión de guías certificados.

Consejos de Seguridad y Accesibilidad

Para disfrutar de las actividades extremas en La Cruz del Diablo, es esencial acudir con guías experimentados. La seguridad es una prioridad y la experiencia de los guías garantiza una aventura segura y emocionante.

Llegar al mirador de la Cruz del Diablo es una aventura en sí misma. Desde Hermosillo, se toma la carretera a Ures, pasando por Moctezuma. Una vez en Huásabas, son aproximadamente 18 kilómetros hasta el mirador, donde el esfuerzo del viaje es recompensado con las vistas impresionantes y la sensación de estar en un lugar único.

La Cruz del Diablo en Huásabas, Sonora, es un destino que combina la majestuosidad del paisaje, la emoción de los deportes extremos y la riqueza de las leyendas locales. Ya sea para los amantes de la adrenalina o para aquellos que buscan contemplar la belleza natural, este mirador promete una experiencia inolvidable. Ven y descubre por ti mismo las maravillas que Sonora tiene para ofrecer.

Comparte tu aprecio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mantente informado día a día de las Últimas noticias